iBlog
21 jul. 2017

Employer Branding: 5 pasos para diseñar tu estrategia desde cero.

by Jose Francisco Gonzalez/ Consultor de Inforges Desdarrollo de Personas.

employer branding 5 pasos para diseñar tu estrategia desde cero
 
Los departamentos de Recursos Humanos y Marketing andan revolucionados, el término "Employer Branding" se ha puesto de moda. Y es que, hoy en día, "atraer y fidelizar el talento" es prioritario. No podemos negar que los procesos de selección se están invirtiendo, los candidatos, especialmente los más cotizados, eligen a sus empleadores, y si no hacemos algo por ser su "primera elección" y además, promover el compromiso y el orgullo de pertenencia en los equipos, tendremos un problema.

¿Qué es el Employer Branding?

¿Cómo de atractiva es tu "marca de empleador"? ¿Cuidas tu "branding digital"? ¿Se sienten tus trabajadores orgullosos de pertenecer a tu empresa? ... Podemos definir "Employer Branding" como la estrategia: "Marketing + Recursos Humanos", mediante la cual las empresas buscan una identidad atractiva para los profesionales. Se trata de tener una marca reconocida de “buen empleador”. La finalidad, el éxito de la fórmula: ATRACCIÓN + MOTIVACIÓN + RETENCIÓN del Talento.

5 pasos para diseñar tu estrategia de Employer Branding empezando desde cero.

0. Crea el equipo "Employer Branding".

La puesta en marcha de una estrategia de Employer Branding exige la implicación directa de la Dirección de la Empresa y la coordinación de las áreas de Recursos Humanos y Marketing para el diseño y ejecución del Plan de Acción. Crea el equipo, define: objetivo - acciones - canales - responsables - timing y los mecanismos de seguimiento y validación.

1. Ten claro tu público objetivo.

Tus movimientos iniciales deberían estar orientados a investigar cuál es tu público objetivo. A nivel interno está claro, los empleados deberían ser el centro de nuestra estrategia. Por cierto, ¿sabes cómo te ven tus trabajadores? A nivel externo, el público objetivo dependerá de los objetivos que te hayas marcado.

2. Analiza tu "marca de empleador" y lo que te hace diferente.

Te lo hemos adelantado. Lo mejor para comenzar es analizar tu propia marca, tanto a nivel interno como externo, es decir, establece mecanismos para saber qué dicen de ti tus propios empleados, por ejemplo, con encuestas,  y monitoriza noticias, rankings, blogs, foros para saber las opiniones sobre cómo es trabajar en tu empresa. El resultado de este análisis será el punto de partida para establecer los cambios y mejoras a realizar.

Además, es el momento de identificar qué te hace diferente y qué te va a permitir  destacar por encima de los demás. ¿Por qué vale la pena trabajar en tu empresa? ¿Por qué no debo irme a la competencia? ... ¡Ten claros los argumentos!

3. Define objetivos/acciones/canales.

¿Quieres atraer talento? ¿motivar a tus empleados? ¿retenerlos? ... Define tus objetivos, tanto a corto como a largo plazo y estableceindicadores para medir el éxito.

Definidos los objetivos tendrás que definir acciones concretas. A nivel interno, las acciones exigirán involucrar a todos los empleados, nuestros mejores embajadores, utilizando los canales adecuados (intranet, boletín interno, e-mail, reuniones de equipo, buzón de sugerencia, redes sociales internas, etc.).

A nivel externo, debes ser lo más efectivo posible en transmitir tu marca de empleador. Tendrás por tanto que revisar, por ejemplo, los canales que utilizas para reclutar talento: Página de empleo en tu propia web, referencias de empleados, redes sociales,  portales de empleo, reclutadores externos, ..., y asistir a foros de empleo, patrocinar eventos, fomentar tus proyectos RSC, etc.

¡Haz que todos quieran trabajar en tu empresa!

4. ROI.

¡Si no mides, nunca sabrás si tus acciones están obteniendo los resultados esperados! Medir no sólo nos ayuda a saber si vamos por el buen camino, sino que nos permitirá mejorar nuestra "marca de empleador". Los indicadores dependerán de los objetivos (atracción, motivación, retención): inscritos cualificados, fuentes de talento, tiempo de contratación, coste por contratación, ratio de retención, número de candidaturas espontáneas, NPS de tus empleados, etc.

¡Y volvemos a empezar! Tu estrategia de Employer Branding es una estrategia cíclica en la que cada vez que volvemos al primer paso tenemos más experiencia y conocimiento sobre las acciones que mejor resultado nos han aportado a nuestra empresa.

  
¡Si quieres más información acerca de cómo crear tu estrategia de Employer Branding, no dudes en contactar con nosotros!
 
contacta con nosotros

 
 
Otros artículos relacionados:

Escribe tu comentario