iBlog
17 dic. 2021

Blockchain, Smart Agro y Logística

by Pedro I. Moreno Cuéllar | Responsable Transformación Digital

BLOCKCHAIN, SMART AGRO Y LOGÍSTICA 

¿Sabemos de verdad cuáles son las posibilidades del Blockchain para nuestra empresa? Mucho más allá de las famosas criptomonedas, esta tecnología nos abre un nuevo mundo en aspectos como la trazabilidad de productos o las gestiones legales - financieras ágiles. En este artículo vamos a profundizar en las posibilidades del Blockchain en el sector Agroalimentario o Smart Agro. Un sector muy ligado, además, al Logístico.

Cuando hablamos de Blockchain, rápidamente, nos viene a la cabeza términos como las criptomonedas o el bitcoin. Incluso si te has informado ya algo sobre el tema, te pueden venir otros como Ethereum o NFT (Non-Fungible Token), términos que, cada día, vamos a normalizar más y más a través de las grandes figuras mundiales que apoyan esta nueva tecnología.

De hecho, ya podemos comprarnos un Tesla usando Bitcoins, adquirir alguna de las obras de arte digitales de la colección digital (NFT) del gran youtuber Willyrex o asistir a un partido de los míticos Lakers de la NBA en el Staples Center de Los Ángeles, ahora renombrado como Cripto Center.

Para muchos, los más escépticos, esto del blockchain es una moda, una burbuja que antes o después terminará explotando. Y seguramente tengan razón, pero si lo pensamos fríamente es como cualquier otra inversión, con sus potenciales beneficios y riegos y su misma máxima: invierte sólo dinero que estés dispuesto a perder.

Y hasta aquí, normalmente, es hasta dónde suele saber el público de a pie. Poco o nada saben del funcionamiento de esa tecnología que corre en el background que es el Blockchain. Y tampoco pasa nada: la mayoría de las veces que invierto en un activo bancario tampoco conozco la estructura que hay detrás. Es la tónica habitual.

Con este artículo lo que pretendo, más allá de entender que es el Blockchain (un concepto bastante complejo e incluso, difuso para muchos), es que todos seamos capaces de entender qué oportunidades puede ofrecer para nuestro propio negocio. Y no voy a hablar de criptomonedas, os lo garantizo, porque hay un mundo paralelo mucho más interesante y con unas posibilidades casi infinitas.

Comencemos primero por definir formalmente qué es eso del Blockchain. “Blockchain es un registro descentralizado, a prueba de alteraciones, que establece el nivel de confianza necesario para el intercambio de valor sin intermediarios. Se puede usar para registrar y proporcionar pruebas de cualquier transacción y se actualiza con cada una de ellas. Es el sistema de registro, la única fuente de datos fiables compartida por todos los participantes de la transacción, y sus transacciones se autentican y son verificables.” HPE.

Es decir, el Blockchain nos va a permitir eliminar burocracia intermedia a la hora de realizar cualquier tipo de gestión, gracias a que la propia red, que es invulnerable, va a garantizar la trazabilidad de todo el proceso.

Así, a bote pronto, imaginar la cantidad de trámites que hacéis a diario que requieren de firma digital, DNI eléctrico, huella dactilar, usuario y contraseña, sello o registro oficial o vuestra propia firma de puño y letra. Pues todo eso, con la ayuda del Blockchain, puede ser simplificado, con el añadido de que no se podrían producir vulnerabilidades (por ejemplo, falsificaciones de firma).

Y diréis, y todo eso: ¿cómo está relacionado entonces con los famosos Bitcoins?, porque me suenan a tecnologías completamente diferentes. Pues bien, el símil es fácil de entender. En el caso del Bitcoin, no hay un banco de por medio que ejecute, por ejemplo, las transacciones entre usuarios. Todo se descentraliza y la propia red, a través de sus nodos, verifican y validan las transacciones en este caso.

Apuntar aquí que estas redes de validación internas pueden ser de varios tipos:

  • Blockchains Públicas: Los ejemplos más conocidos de Blockchains públicas son Bitcoin y Ethereum. Una Blockchain pública es accesible a cualquier usuario en el mundo. Lo único que se necesita es un ordenador y una conexión a Internet. La Blockchain pública de Bitcoin se compone del protocolo Bitcoin (con B mayúscula), la unidad de cuenta o token bitcoin (con b minúscula) y la blockchain (la base de datos en la que se registran las transacciones). Bitcoin fue el inventor del concepto Blockchain, inspirándose en otras soluciones y combinándolas de tal forma que se pudiera crear un sistema descentralizado que resolvía el problema del Doble Gasto. El problema del Doble Gasto, que se llevaba investigando por científicos en todo el mundo desde hace más de 30 años, decía que en un sistema descentralizado era imposible evitar que un activo o bien digital se gastará dos o más veces.
  • Blockchains Privadas: Una Blockchain privada, a diferencia de una Blockchain pública, no está abierta al público, sino que solo se puede acceder a ella por invitación. Las Blockchains privadas son más nuevas que las Blockchains públicas y pueden ser muy diferentes las unas a las otras y, en algunos casos, es incluso cuestionable que se pueda hablar de Blockchain para algunas de las soluciones que se conocen en el mercado. Algunas de las más famosas son Hyperledger (de la Fundación Linux), R3 (un consorcio de bancos internacionales para desarrollar soluciones bancarias de blockchain privada) o Ripple (un protocolo para facilitar las transferencias internacionales de dinero).
  • Blockchains Híbridas: Las Blockchain híbridas son una combinación de las públicas y privadas. En una Blockchain híbrida los nodos participantes son invitados, pero todas las transacciones son públicas. Eso quiere decir que los nodos participan en el mantenimiento y seguridad de esta blockchain, pero que todas las transacciones son visibles para usuarios en todo el mundo y que no tienen que conocer el contenido de la blockchain, a diferencia de las blockchains privadas, en las que las transacciones son privadas también. Algunos ejemplos de blockchains híbridas son BigchainDB (un proveedor de tecnología Blockchain) o Evernym, una blockchain híbrida que quiere facilitar la gestión de la Identidad Digital Soberana (lo que se conoce como Self Sovereign Identity en inglés).

 

Pues bien, aplicando esta misma máxima, prácticamente, cualquier sector se podría beneficiar de las ventajas del Blockchain:

  • Finanzas: Transacciones bancarías más seguras o criptomonedas.
  • Legal: Verificación de identidades y contratos, trazabilidad de donaciones, transacciones inmobiliarias, control de falsificaciones, posesión de armas o validación de herencias.
  • Gobierno: Sistema de votos transparente, trazabilidad de expedientes académicos, control del gasto energético o de historiales sanitarios.
  • Tecnología: técnicas avanzadas de ciberseguridad, IoT, cloud computing o inteligencia artificial.
  • Entre muchísimas otras aplicaciones, que se van implementando día a día.

Y en este artículo en concreto voy a profundizar en las posibilidades del Blockchain en el sector Agroalimentario o Smart Agro. Un sector muy ligado, además, al Logístico, como no podía ser de otra manera. Así, vamos a exponer todas las ventajas que el Blockchain podría aportar a la cadena de valor del producto:

Escribe tu comentario